foto web.jpg

 

Tras la intensa jornada de gestiones realizadas en el Palacio La Moneda por el alcalde de Chiguayante Antonio Rivas, los damnificados y allegados agrupados en el comité "Terremoteados sin Solución 1" de la citada comuna, pueden sentirse que han dado un nuevo gran paso toda vez que su postulación para la compra de un terreno que posibilite acceder a viviendas definitivas tras el 27 F, fue calificada "elegible" y es primera prioridad a nivel de toda la región del Biobío.

Las buena noticia se traduce en que las 51 familias que componen el comité están a un paso de contar con los recursos que debiera liberar antes de fines de noviembre la Dirección de Presupuesto del Ministerio de Hacienda de forma de concretar la obtención de los terrenos de 8 mil 445 metros cuadros, tasados previamente por el banco Estado y absolutamente visados por el ministerio de Vivienda y Urbanismo, y que fue un compromiso adquirido en su oportunidad por la propia Presidenta Michelle Bachelet.

La inversión que encerrará un costo de 450 millones de pesos consulta también la participación de la Subsecretaría de Desarrollo Regional (Subdere) para adquirir el paño ubicado en el sector Manquimávida, en calle Los Aromos, casi pleno corazón de Chiguayante.

Su satisfacción mostró el edil chiguayantino quien se desplazó a la capital con el encargado de la Oficina de la Vivienda del municipio, arquitecto Javier Casanova, toda vez que este crucial avance para uno de los catorce comités existentes en la comuna vendría a ser el primero que recibe este tipo de beneficio por parte del Estado.

En la maratónica jornada de reuniones el alcalde Antonio Rivas también abogó por otro proyecto habitacional llevado adelante por el comité “Eureka” que beneficiaría a 106 familias chiguayantinas, y cuyo valor de inversión a ejecutar alcanza los 517 millones de pesos, sin embargo, aún le quedan etapas por avanzar a esta iniciativa.

Volver arriba